Cómo Corregir Problemas de USB 3.0 Lento en Windows 10

Las unidades USB son la forma más conveniente de transferir grandes cantidades de datos de forma rápida y sencilla. Casi todos los dispositivos electrónicos tienen un puerto USB, lo que hace que conectar y usar las unidades USB sea un proceso sin complicaciones.

Pero en caso de que tu unidad flash USB tenga una velocidad de lectura y escritura muy lenta, es posible que debas buscar diferentes formas de corregir problemas de USB 3.0 lento en Windows 10.

Índice de contenido

¿Qué es USB 3.0?

Cómo corregir problemas de USB 3.0 lento en Windows 10
Cómo corregir problemas de USB 3.0 lento en Windows 10

USB 3.0 también se conoce como la nueva tasa de transferencia de SuperSpeed USB. Su velocidad de transferencia teórica es de hasta 5 Gbit/s, que es unas 10 veces más rápida que el USB 2.0 tradicional, y su velocidad mínima de escritura no debería ser inferior a 20 MB/s.

Si estás utilizando una unidad flash USB con protocolo USB 3.0 y su velocidad de transferencia es inferior al estándar anterior, significa que estás experimentando un problema de velocidad, eso no es normal.

En este punto, debes verificar si tu computadora es compatible con USB 3.0. La forma más fácil de identificar esto es por el logotipo azul y SS, si puedes encontrar el logotipo anterior en tu computadora, significa que esta computadora es compatible con USB 3.0.

Si no puedes ver ninguna ranura azul o logotipos de SS en tu computadora, también puedes verificar a través del Administrador de dispositivos. Abre el Administrador de dispositivos y luego expande Controladores de bus serie universal.

Si puedes ver un elemento con USB 3.0, significa que tu computadora admite el protocolo USB 3.0 para la unidad flash USB. A continuación, puedes comenzar a investigar la causa de las velocidades de transferencia lentas de USB 3.0.

¿Por Qué Fluctúa La Velocidad De Transferencia USB?

La velocidad de transferencia general depende principalmente de tres factores:

  • La velocidad de transferencia del puerto USB.
  • La velocidad de lectura del dispositivo fuente.
  • La velocidad de escritura del dispositivo de destino.

La fluctuación en la velocidad de transferencia USB puede ocurrir debido a múltiples razones; la más común incluye la cantidad de procesos, aplicaciones o servicios que se ejecutan en segundo plano, que intentan acceder al disco duro simultáneamente.

Otra razón podría ser si el búfer del disco duro (caché) intenta administrar la velocidad para que coincida con el otro hardware de la placa base.

20 MB por segundo es una velocidad de transferencia USB ideal. Si enfrentas problemas de baja velocidad, ya es hora de que pruebes las siguientes soluciones en Windows 10.

Cómo corregir problemas de USB 3.0 lento en Windows 10

Aquí hay diferentes métodos que pueden ayudarte a aumentar la velocidad de las transferencias USB:

Método 1. Revisa la conexión de la unidad flash USB

Dado que las interfaces USB 3.0 y USB 2.0 son universales y compatibles con versiones anteriores, existe una gran diferencia en la velocidad de transmisión entre las dos.

Entonces, cuando encuentres el problema de la velocidad de transferencia USB 3.0 lenta, lo primero que debes intentar es volver a conectar la unidad flash USB a la computadora y asegurarte de que la ranura conectada sea compatible con el protocolo USB 3.0.

Además, si estás utilizando una computadora de escritorio, también puedes intentar conectar USB 3.0 en la ranura trasera. Debido a que la ranura trasera suele estar soldada en la placa base, puede proporcionar una experiencia de conexión más estable.

También te puede interesar Cómo Crear USB Booteable Para Windows 10

Método 2. Actualiza los controladores USB

Si estás trabajando con una computadora portátil, el puerto USB que estás utilizando generalmente está conectado al Chipset. Por lo tanto, debes asegurarte de que tanto el controlador USB como el controlador del conjunto de chips estén actualizados.

Debes tener en cuenta que actualizar los controladores manualmente puede ser un proceso lento y, si se hace incorrectamente, puedes crear muchos problemas de inestabilidad del sistema.

Sigue las instrucciones a continuación para actualizar automáticamente los controladores de chipset y USB defectuosos en Windows 10.

  1. Instala Smart Driver Care, e inicia la utilidad.
  2. Haz clic en el botón Iniciar escaneo ahora y deja que el software localice y enumere los controladores que necesitan atención inmediata.
  3. Una vez que aparece la lista de controladores defectuosos, antiguos, corruptos, dañados y faltantes, puedes buscar el controlador del dispositivo USB y el controlador del conjunto de chips y presionar el botón Actualizar junto a ellos, o hacer clic en el botón Actualizar todo para reparar todos los controladores defectuosos a la vez.
  4. Luego de realizar la actualización, reinicia tu sistema y comprueba si la velocidad de tu USB mejoró.

Método 3. Habilita el puerto USB 3.0

USB 3.0 es también conocido como USB SuperSpeed. Una vez que habilitas este puerto, podrás disfrutar de la mejor velocidad de transferencia posible. Dado que es el puerto más reciente y mejorado, debes verificar si la opción está activada o no.

Si deseas disfrutar de alta velocidad a través de la transferencia USB, habilita el puerto USB 3.0 en tu dispositivo.

  1. Ingresa a la configuración del BIOS.
  2. Usa las teclas de flecha para navegar a la pestaña Avanzado.
  3. Una vez abierto, debes usar las teclas de flecha nuevamente para elegir la opción Configuración USB. Pulsa la tecla Entrar.
  4. Comprueba si la opción USB 3.0 está deshabilitada o habilitada.
  5. Si por casualidad está deshabilitada, debes habilitarla desde la ventana de opciones y pulsar la tecla Entrar.
  6. Haz clic en el botón F10 para guardar los cambios y salir de la configuración del BIOS.

Método 4. Cambia el puerto USB

Si tu puerto USB tiene una transferencia lenta, entonces debes continuar e insertar el USB en otro puerto USB en tu computadora. A veces, en una computadora portátil o de escritorio con Windows 10, diferentes puertos USB tienen un límite de velocidad diferente. Así que cambia el puerto y verifica una vez.

Si todavía tienes el mismo problema, entonces hay un problema solo con tu USB. Debes verificar la velocidad de transferencia USB cuando compre un USB 3.0, los diferentes tipos de puertos USB también tienen diferentes tipos de límite de transferencia de archivos.

Por lo tanto, se recomienda verificar el límite de transferencia / carga o descarga también cuando compres un puerto USB.

Método 5. Modifica la política de transferencia de datos

De forma predeterminada, Windows utiliza la política de transferencia de datos de eliminación rápida para unidades flash USB. La configuración ciertamente puede ser responsable de deshabilitar el almacenamiento en caché de escritura en tu dispositivo.

Por lo tanto, es mejor seleccionar la política de Mejor rendimiento para disfrutar de mayores velocidades de transferencia USB.

Para optimizar el rendimiento general de una unidad flash USB, debes habilitar el almacenamiento en caché de escritura. ¿Quieres aprender cómo hacer eso?

  1. Dirígete hacia el Administrador de dispositivos. Haz clic con el botón derecho en la tecla de Windows y elige la opción Administrador de dispositivos.
  2. Localiza la categoría Unidades de disco y expándela para ir a Unidad USB.
  3. Navega a la pestaña Políticas y elige la opción Mejor rendimiento.

Método 6. Convierte FAT32 a NTFS

Sin duda, el sistema de archivos puede influir en el rendimiento de la unidad USB. De forma predeterminada, la unidad USB viene seleccionada con el sistema de archivos FAT32. Pero puedes seguir el proceso paso a paso para convertir fácilmente el sistema de archivos a NTFS sin esforzarte mucho.

Esto hará que su trabajo sea más rápido cuando se trata de transferencias de archivos USB en Windows 10.

Solo debes tener en cuenta que este método borraría todos los archivos de tu dispositivo. Por lo tanto, es esencial hacer una copia de seguridad de tus archivos utilizando un servicio de almacenamiento en la nube.

  1. Una vez que hayas realizado correctamente una copia de seguridad de todos tus datos, inicia el símbolo del sistema y ejecuta como administrador.
  2. Escribe la línea de comando: convert g: /fs: NTFS (aquí g es la letra de tu unidad USB).
  3. Presiona la tecla Enter para completar el proceso de conversión.

Método 7. Formatea el USB

Si tienes la unidad USB lista para NTFS, ejecuta los siguientes pasos para formatear directamente la unidad flash USB para obtener velocidades de transferencia más rápidas.

Solo debes tener en cuenta que este método borraría todos los archivos de tu dispositivo. Por lo tanto, es esencial hacer una copia de seguridad de tus archivos utilizando un servicio de almacenamiento en la nube.

  1. Simplemente conecta tu USB a tu computadora.
  2. Ve a “Esta PC”.
  3. Busca el USB adjunto y haz clic derecho sobre él para elegir la opción Formatear.
  4. Debes configurar el sistema de archivos en NTFS y hacer clic en la opción Inicio.
  5. Presiona el botón Aceptar una vez que se complete el proceso de formateo USB.

Método 8. Usa el símbolo del sistema CMD

  1. Haz clic en el menú de inicio de Windows 10.
  2. Escribe CMD y haz clic con el botón derecho en cmd y ejecútalo como administrador.
  3. Ahora escribe msdt.exe -id DeviceDiagnostic y presiona Enter.
  4. La ventana de la pantalla Hardware y Dispositivos aparecerá en tu pantalla y simplemente haz clic en Siguiente.
  5. Espera a que Windows detecte problemas y solucione cualquier error con la transferencia lenta del USB 3.0.

Una vez que se complete esta solución de problemas de hardware y dispositivo, se resolverá cualquier problema con Windows 10 y la transferencia lenta de USB 3.0.

Método 9. Ejecuta escaneo SFC

  1. Abre cmd y ejecútalo como Administrador.
  2. En el símbolo del sistema escribe sfc / scannow y presiona Enter.
  3. Una vez que ingreses sfc scannow y presiones Enter, Windows buscará cualquier problema y archivos dañados y solucionará cualquier problema encontrado que esté causando una transferencia lenta de USB 3.0 en Windows 10.

Una vez que ejecutes sfc scannow, debes continuar y reiniciar tu computadora con Windows, de modo que los cambios que realizaste se reflejen.

Método 10. Acelera la transferencia USB mediante un software

Si ninguno de los consejos y trucos mencionados anteriormente te ayudó a resolver el problema de fluctuación de la velocidad de transferencia USB, puedes considerar el uso de un software de utilidad de copia de archivos de terceros que puede aumentar fenomenalmente la velocidad de transferencia USB.

El mercado tiene muchas opciones para considerar. Puedes consultar varias utilidades de copia de archivos con su conjunto de características y beneficios.

Conclusiones

También te puede interesar Cómo Proteger Una USB Con Contraseña Y Sin Programas 

Si tu trabajo requiere el uso frecuente de una unidad flash USB, entonces la falla de que la velocidad de transferencia del USB 3.0 es lenta te causará muchos problemas. Te recomendamos aplicar cada una de las soluciones que te hemos dado en este post.

Este conjunto de soluciones te ayudará a aumentar la velocidad de las transferencias USB en Windows 10. Por lo tanto, podrás administrar tu flujo de trabajo de manera eficiente.

Si te preocupa la recurrencia de problemas similares, se recomienda utilizar un software de terceros más estable para la sincronización de archivos para transferir archivos a una unidad flash USB, lo que ahorrará tiempo y esfuerzo.

Te Puede Interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Subir